domingo, 5 de marzo de 2017

Una grieta (Poema)

Hoy desperté y estaba muerta…
había una grieta en mi tiempo
y en mi pecho,
como aquella muñeca rota…
sangraba alquitrán.

Tú buscabas sin saber qué.
Tal vez era a tu sombra o ¿era a mí?
No creo, pasabas de largo
como si mi cadáver fuera invisible
O evitabas verme así, inerte,
nunca te llevaste bien con los duelos.

Hoy desperté y estaba muerta…
había una grieta en mi tiempo
y en mi pecho,
como aquella muñeca rota…
sangraba alquitrán.

Brotaba un vórtice de negro humo
con olor a distancia y abandono.
Se apagó la tormenta de mis ojos
la sonrisa estrictamente dibujada
… y pasaste de largo

sin reconocer la daga ni la despedida.

                                                                           Mónica Ivulich
                                                                           DR2017Fr
imagen de la red

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada